Saltear al contenido principal
ACAFI Y CBRE Lanzaron Tercera Edición Del Reporte Inmobiliario 2019-2020

ACAFI y CBRE lanzaron tercera edición del Reporte Inmobiliario 2019-2020

A través de un webinar que contó con la participación de más de un centenar de representantes de la industria, la Asociación Chilena de Administradoras de Fondos de Inversión (ACAFI) y el Commercial Real Estate Service (CBRE), lanzaron la tercera versión del Reporte Inmobiliario, correspondiente al período 2019-2020, cuyo propósito es entregar más y mejor información de la industria de fondos de inversión Inmobiliarios.

En la instancia Eduardo Palacios, presidente de la Comisión Inmobiliaria de ACAFI, junto a Nicolás Cox, director Ejecutivo de CBRE Chile, e Ingrid Hartmann, Senior Research Manager de CBRE Chile, expusieron los aspectos más relevantes del informe que incluye cifras de la industria inmobiliaria nacional e internacional al cierre de 2019 y primer trimestre 2020, tendencias del mercado inmobiliario a 2030 y una encuesta de percepción a ejecutivos de la industria para el período 2020-2021.

“Este documento revisa un período marcado por hitos importantes para la industria, como lo fue el último trimestre de 2019 con una importante crisis social y comienzos de 2020, con una emergencia sanitaria en pleno desarrollo y con un escenario de mucha incertidumbre en cuanto a su evolución”, señaló Palacios.

A diciembre de 2019 los fondos inmobiliarios alcanzaron un patrimonio de 107,8 millones de UF, distribuidos en 113 fondos administrados por 30 AGFs, mientras que al primer trimestre de 2020, se han creado 7 nuevos fondos, llegando a un total de 120, y con un patrimonio 117,4 millones de UF.

De acuerdo con el reporte, en patrimonio administrado el 67% de los fondos inmobiliarios corresponden a los de renta, un 13% a los de desarrollo, y un 20% corresponde a los fondos mixtos. Destacan los fondos de renta, que en 2019 crecieron un 42,6% respecto de 2018, mientras que el patrimonio lo hizo en un 48,3%.

Tendencias 2030

Una de las novedades del reporte son las tendencias de la industria inmobiliaria a 2030, impulsadas por influencias económicas, sociales y tecnológicas. “Realizamos un análisis del sector, con patrones de uso que no habían cambiado por décadas, pero que hoy están entrando a una nueva era que presenta adaptaciones en el modo de trabajar, el estilo de vida y las alternativas de inversión, complementado con factores fundamentales como los impactos medioambientales y aspectos sociales”, señaló el director Ejecutivo de CBRE Chile, Nicolás Cox.

Entre las principales tendencias que destaca el documento destacan los espacios laborales flexibles, lugares de trabajo 5G que reunirán a cuatro generaciones de forma simultánea; la “hotelización” del Real Estate; los cambios en el retail producto de la revolución del e-commerce y el posicionamiento de las propiedades multifamily en la inversión inmobiliaria.

Según el reporte, “los patrones de uso del sector inmobiliario, que no habían cambiado por décadas, están evolucionando y ahora estamos entrando en una era “receptiva”, en que los edificios, oficinas e inmuebles serán más intuitivos a las necesidades de los usuarios, ofreciendo experiencias personalizadas que apoyen un estilo de vida con, cada vez, más opciones “a la carta”.

Expectativas 2020-2021

Respecto a la percepción de los ejecutivos de la industria, el reporte incluye una encuesta con  expectativas y opiniones de las principales AGF asociadas a la ACAFI con inversiones en activos inmobiliarios. Dados los acontecimientos de octubre de 2019, esta versión se retrasó un trimestre para poder recoger en los resultados los efectos de la crisis social y para poner en perspectiva lo que a la fecha de la encuesta era una incipiente crisis sanitaria.

Uno de los aspectos que reveló el sondeo es que el Covid-19 se presenta como la principal amenaza al mercado inmobiliario y las restricciones a la movilidad generan efectos medibles en la economía y en consecuencia a la demanda, los cuales generarían efecto directo en sus inversiones y afectación en la rentabilidad de las inversiones en curso.

Finalmente, otro aspecto destacado que reveló el sondeo es que los altos niveles de incertidumbre dificultan las proyecciones del 2020 y 2021, ya que “se espera este marcado por la cercana vigilancia a la evolución de la crisis sanitaria y el consecuente análisis de su impacto en el mercado”.

Revisa el informe completo acá

Revisa la presentación que se hizo en el lanzamiento acá 

Volver arriba